US Soccer: EL VASO MEDIO LLENO

By Ale Cabero
Oct. 15, 2017

Estados Unidos queda fuera del mundial Rusia 2018. La sutil diferencia entre fracaso y duro golpe.

Jerome Miron-USA TODAY Sports
Jerome Miron-USA TODAY Sports

Quizá fue el gol fantasma de Gabriel Torres para que Panamá venciera a Costa Rica, 2-1, o quizá haya sido él despertar inesperado del Honduras para derrotar a México 3-2, pero lo cierto es qué Estados Unidos no merecía ir a la Copa del Mundo ya que ni siquiera pudo derrotar a un descalificado Trinidad y Tobago, perdedor de seis juegos hexagonales consecutivos y sin victorias en sus nueve juegos anteriores.

Después de la salida de Jurgen Klinsman luego de caer derrotado ante México en Clombus, la Federación estadounidense convocó a Bruce Arena con una única misión: Clasificar, como sea, a la selección americana a Rusia 2018 y como lo admitió el propio Arena al momento de su resignación él tenía un trabajo y fracasó: los agoreros del vaso medio vacío dirían Arena fracaso, US Soccer fracaso. Quienes vemos el vaso medio lleno podemos decir, Arena fracaso, US Soccer recibió un duro golpe, pero no fracaso… al menos no aun.

Está sutil diferencia está ahora en el caldero, y las discusiones se basan en estas dos forma de ver está descalificación:

Los agoreros del vaso vacío reclaman la cabeza de Gulati, presidente de la Federación, debido al fracaso de Arena. Del lado del vaso lleno se trae a la discusión qué US Soccer ha acordado un plan a largo plazo qué incluyen entre otros dos objetivos superiores: Qué la MLS está ubicada entre las mejores 5 ligas del mundo en tres años y qué la selección de Estados Unidos llegue a semifinales del Mundial Qatar 2022. Desde este punto de vista, los objetivos logrados por Gulati son mayores qué esté duro golpe y Gulati ahora, golpeado pero no fracasado debe reajustar los elementos para qué esos objetivos se cumplan.

Lo qué ha logrado US Soccer en la época Gulati:

- Los espectadores de los juegos de Estados Unidos en la Copa Mundial de 2014 fueron 10 veces la mayores qué la audiencia de Estados Unidos en la clasificación y 100 veces mayor que los juegos de la MLS en la televisión nacional.

Los auspiciantes han aumentado 200% sus inversiones.

Cada equipo profesional de primera división (MLS) tiene su propio estadio con inversiones promedio de $400 millones)

El tráfico de jugadores desde y hacia Estados Unidos se ha incrementado 300%.

Las transmisiones televisivas de fútbol estadounidense de primera segunda y tercera división se han quintuplicado (MLS, USL, NASL)

Por el lado del vaso vacío el fracaso de Arena traerá aparejada una época de vacas flacas en el fútbol y seguramente una purga de elementos en la dirigencia y en la propia selección qué tiene qué renovarse con miras a 2022 ahora:

- La MLS se encontrará en una posición incómoda tratando de vender la liga el próximo verano ya qué se estará jugando durante la copa del Mundo.

Los equipos MLS perderán a sus jugadores internacionales de países clasificados. (Los cuatro goles que Panamá y Honduras anotaron el martes, todos menos el gol propio de Ochoa, fueron anotados por jugadores actuales o anteriores de la MLS).

Quedar fuera de la Copa Mundial 2018 dejará a Pulisic sin la posibilidad de presentarse en sociedad como un producto del fútbol americano con intenciones de pertenecer a la élite de mejores jugadores del Mundo. Christian Pulisic terminó como el máximo goleador del Hexagonal y fue la gran razón por la que EE. UU. terminó con la mejor ofensiva en el Hexagonal (el problema de Estados Unidos fue su defensa).

También la sufrirán jóvenes promesas como Tyler Adams, Jonathan González y Weston McKinney, aunque es difícil qué Bruce Arena los hubiese llevado a Rusia.

Gulati desde el lado del vaso medio lleno ya dijo qué los preparativos para la clasificación a la Copa Mundial 2022 comenzarán casi de inmediato. La decisión más importante será quién entrenará al equipo. Esa decisión se complica, ya que él que tendrá que tomar esa decisión es Gulati, quien además está siendo presionado en su candidatura como presidente de U.S. Soccer por un cuarto y último mandato.

Steve Hanks y Paul Lapointe ya han anunciado sus candidaturas ya qué luego del martes Gulati bajo mucho su poder político.

Lo cierto es el golpe ha sido duro y cuando situaciones así pasan, uno siente qué el fracaso afecta a toda la estructura de la federación de Fútbol de los Estados Unidos y se hace difícil evaluar objetivamente todo lo impactantemente positivo qué ha hecho US Soccer en los últimos 8 años.

Cuando las aguas se calmen, muchos qué ven el vaso medio vacío (Como ocurrió con él 7-1 sufrido por Brasil frente a Alemania, o él 7-0 recibido por México contra Chile) se darán cuenta qué un tropezón no es caida, qué los objetivos de US Soccer son mayores qué está clasificación y qué está es la primera vez en 12 años qué US Soccer no cumple uno de sus objetivos de mediano plazo, un promedio de efectividad envidiable por todo el resto de federaciones asociadas al FIFA en el Mundo.

Mientras tanto, Estados Unidos verá el Mundial Rusia 2018 por Televisión.